Log in
Sin imágenes

Zerolo quiere pasar inadvertido

Canarias 7 / 25 de enero de 2008.- R. R. / A. S. Santa Cruz de Tenerife. El alcalde de Santa Cruz de Tenerife y uno de los principales imputados en el caso de Las Teresitas, Miguel Zerolo, rehusó ayer hacer de la publicidad del sumario un debate político entre otras cosas, porque «no he visto la parte del sumario sobre la que la magistrada instructora ha levantado el secreto».

Zerolo rechazó hacer declaraciones «sobre lo que se ha publicado» en algunos medios de comunicación, sobre todo los editados en Las Palmas de Gran Canaria. En Santa Cruz de Tenerife sólo La Opinión de Tenerife se hace eco de lo publicado por La Provincia, pertenecientes a la misma empresa editora.

La prudencia que mostró ayer el alcalde contrasta con las declaraciones y réplicas que hizo en numerosas ocasiones a raiz de hacerse público el contenido de la querella presentada contra él por la fiscal anticorrupción María Farnés Martínez, en diciembre de 2006. Esta actuación originó todo un debate entre los dirigentes de las formaciones políticas con mayor arraigo social, en el que participó activamente Zerolo.

En cualquier caso, el también diputado regional de Coalición Canaria (CC) manifestó su «alegría» al permitir la magistrada instructora del caso levantar el secreto de una parte del sumario. «De esta forma, los abogados podrán planificar la estrategia de defensa», explicó.

Zerolo confió en que al final «todo se resuelva bien» dado que se trata de un tema «de gran complejidad», en referencia a la operación de Las Teresitas.

Un tupido silencio.

A la omisión general de la mayoría de los medios de comunicación radicados en Tenerife se une el tupido silencio que se ha instalado entre los grupos con representación en el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife, tanto los mayoritarios como los minoritarios. En cambio, también ellos participaron activamente en el debate político que se produjo al conocerse el contenido de la querella presentada por la fiscal anticorrupción Tenerife, María Farnés Martínez. Desde entonces, se han celebrado plenos monográficos sobre Las Teresitas.

Un convenio que «no nos benefició».

El empresario Ignacio González, propietario del 50% de Inversiones Las Teresitas SL, mantuvo ayer su actitud de no opinar de la investigación que se está llevando a cabo sobre la operación urbanística en la playa de Las Teresitas, pese a haberse levantado parte del secreto del sumario. Sólo dijo que «hasta que yo vea de qué se trata, no voy a hablar».

Sin embargo, su hijo, Pedro González Santiago, sí apuntó la tranquilidad que reina en la familia: «Hemos hecho todo bien: compramos libre de cargas y gravámenes y vendimos libre de cargas y gravámenes». También dijo que si ahora tuvieran que firmar un convenio como el de 2001 no lo harían porque «no nos benefició». González considera que habrían ganado quedándose con la playa.