Logo

La nueva estrategia de marketing electoral del PSOE

SB-Nius.- Pédro Sánchez tendrá que volver a repetir "SOMOS LA IZQUIERDA" en sus apariciones en público, pero deberá hacerlo poniendo los morritos de la misma forma con que José Miguel Monzón Navarro -más conocido por el "Gran Wyoming"- imita a un gay.

Así lo ha decidido el comité de expertos que ya está trabajando de cara a los nuevos comicios. "Tenemos que recuperar las vocaciones socialistas que se nos han ido a PODEMOS y CIUDADANOS", manifestó el director de la próxima campaña al redactor de SB-Niús.

El portavoz explicó que "no se trata de captar el voto homosexual, en realidad creo que nunca hemos perdido ese voto, se trata de darle un toque de humor a la frase 'SOMOS LA IZQUIERDA', que no suene como un dogma. Ser la izquierda, sí, pero sin radicalismos, sólo a efectos de captar el voto".

Preguntado por si el electorado potencial del PSOE estará atento al gesto de Pedro Sánchez y si realmente influirá en la intención de voto, el portavoz respondió "Tenga en cuenta que lo que consigue el Gran Wyoming con su gesto gay, un gesto ciertamente grotesco, es recrear su ambigüedad sexual; se hace el gay pero sólo durante dos o tres segundos, todos sabemos que es heterosexual el 99% del tiempo, se trata de eso, ser de izquierdas durante dos segundos. La ambigüedad política es lo que buscamos". 

Preguntado el director de campaña por si el electorado habitual del PSOE podría malinterpretar el gesto gay de Pedro Sánchez respondió: "Ya expliqué al principio que no queremos  que 'SOMOS LA IZQUIERDA' sea tomado como un dogma político, pretendemos que el guiño gay de Pedro Sánchez al pronunciar la frase, le dé la suficiente ambigüedad durante un par de segundos para que el público lo asocie subliminalmente con complicidad y humor". Finalmente explicó "De Zapatero todo el mundo recuerda la forma de sus cejas ¿verdad?, pues queremos que también recuerden a Pedro Sánchez diciendo que el PSOE es la izquierda como quién dice una picardía, como si guiñara el ojo. Para que lo entienda mejor: al principio habíamos pensado en que Pedro Sánchez solamente guiñase un ojo al pronunciar 'SOMOS LA IZQUIERDA', pero eso ya lo hace Rajoy con el tic de su ojo izquierdo cuando nos miente, así que el puntito gay es más original, más moderno".

El 30% de votos que recuperará para el PSOE el eslogan "SOMOS LA IZQUIERDA" con el guiño gay de Pedro Sánchez, siempre según el director de campaña, permitirá relegar a CIUDADANOS y a PODEMOS a la tercera y cuarta posición. De momento sabemos que José Miguel Monzón está dando clases de interpretación a Pedro Sánchez durante los fines de semana.

 

Copyright 2016 Centro de La Cultura Popular Canaria